EstuvimoS

Las personas no hacen el viaje, el viaje hace a las personas

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Algunos Datos

Bocas del Toro es una provincia panameña. Su capital es Bocas del Toro. Su costa está sobre el Mar Caribe, y limita al oeste con Costa Rica. Las coordenadas de su capital son, con link a GeoHack son: 9°20′26″N 82°14′26″O. Colón llego hasta Bocas en su cuarto y último viaje, el 6 de octubre de 1502. Bocas del Toro ofrece una gran diversidad de atractivos y ambientes naturales: espesos bosques húmedos y selvas con abundancia de flora y de fauna, islas plenas de sol, playas que compiten con las mejores del Caribe, vivos arrecifes de coral en aguas transparentes, isletas de mangle en escenarios lacustres, comunidades indígenas ngobe y naso, y una Reserva de la Biósfera. Las áreas mas visitadas son el pueblo en sí, ubicado en la Isla Colón, con sus varias playas, y la isla Bastimentos, aunque existen otras islas menos frecuentadas pero de interés, como las islas  Solarte y Popa. Los recorridos se hacen en bote motor, desde el pueblo de Bocas. Las excursiones típicas son: Bahia de los Delfines, Cayo Coral, Cayos Zapatillas, y las playas de la zona, excelentes. El nivel general de hotelería es simple, caribeño, aunque hay unos pocos Lodges con cabañas sobre palafitos al estilo polinesia (no tan elaboradas).

 

De utilidad al turista

  • Para llegar a Bocas del Toro, desde Panama City, se puede ir en avión, desde el aeropuerto Marcos Gelabert, cercano a la ciudad. Para este aeropuerto, el metro nos deja en Albrook, a pasos del aeropuerto. El avión nos dejará en Isla Colon, tan cercano al pueblo que se puede ir caminando al hotel. El avión sale de Ciudad de panamá a las 08:00 horas.
  • En bus, desde Panama City, desde la Terminal de Buses de Albrook, a la que se llega cómodamente en el metro. El bus nos dejará en el pueblo de Almirante desde donde se toma la lancha a Bocas.
  • En auto, por la Panamericana. El tránsito es lento, no más de 90 kph. Control por radar, imposible superar la velocidad permitida, lleva gran parte del día recorrer los 620 km hasta Almirante. Desde Gualaca, la ruta por la montaña es muy bonita. Todo el recorrido asfaltado. 
  • El  alquiler de autos es sencillo, y no muy costoso. En la zona de Cangrejo  (zona hotelera céntrica) en Panama City, hay infinidad de locadoras. La internacionales, y otras locales. Las locales suelen tener mejor precio, y autos más castigados por el uso. En nuestro caso nos decidimos por Thrifty, en Via España, que por el precio de un económico entregaba un sedán Toyota impecable.
  • En auto o bus, al llegar a Almirante, habrá que tomar la lancha a Bocas Town. El horario es desde el amanecer hasta las 18:00 horas. El precio es módico. Para llegar al embarcadero, nada mejor que preguntar.
  • Si hemos llegado a Almirante en auto, recomendamos dejarlo en un parking cercano al embarcadero. De nada sirve llevar el auto en el ferry a Bocas. En Bocas no hay dónde ir en auto. 
  • El pueblo de Almirante es feo, la hotelería dudosa. Mejor llegar antes de que se vaya la última lancha a Bocas.
  • Los alojamientos en Bocas no son lujosos. Sólo unas pocas excepciones, entre ellas Playa Caracol, con cabañas sobre el mar, al estilo Bora Bora, alejado del pueblo, el Red Frog, en isla privada.
  • Los hoteles ubicados en el centro ofrecen la ventaja de ir caminando a bares y restaurantes. Aquellos más alejados, como los ubicados en Saigoncito, o en Playa Tortuga, requieren de taxi o largas caminatas para ir al centro. Los ubicados en Isla Bastimentos, frente al pueblo de Bocas ofrecen el cruce en lancha, que es breve.
  • Los lugares a visitar son los Cayos Zapatillas, Bahía de los Delfines e Isla Bastimentos por un lado. Esto se puede hacer desde el muelle de la asociación de barqueros, en la calle principal. Hay salidas en varios horarios. Es un paseo de todo el día. Si no se desea pagar restaurante en Bastimentos, hay que llevar los elementos para picnic en Cayo Zapatilla, lugar maravilloso.
  • En el extremo opuesto al pueblo de Bocas del Toro de la isla Colón, están Playa Boca del Drago (poco interesante) y Playa de las Estrellas (muy interesante por las estrellas de mar). Hasta Boca del Drago es conveniente y económico el bus local, que se toma en la calle principal, frente a la plaza. Desde Playa Boca del Drago a Playa de las Estrellas es una breve caminata, innecesario pagar las lanchas  que se ofrecen en Drago. 
  • Un tercer paseo es la Playa Red Frog, ubicada en la misma isla que el Red Frog Beach Island Resort and Spa, el más lujoso de la zona. Para llegar a esta playa se toma una lancha en la asociación de barqueros. Ya en la isla, se camina por un sendero breve que atraviesa la vegetación de la isla. En la playa hay servicio de bar, alquiler de sombrillas, etc. Se paga una entrada, muy modesta, por tratarse de una isla privada.
  • El clima es tropical. Llueve todo el año, hasta en los meses más secos. Julio sule ser el más lluvioso. La temperatura varía muy poco, la mínima será de 21º y la máxima de 30º. las lluvias suelen ocurrir por las noches, con lo que la actividad turística es poco afectada.
  • La electricidad es de 120 v, con patas planas de norma estadounidense.
  • La moneda es el Balboa, y un balboa es equivalente a 1  USD. En la práctica se usa el dolar estadounidense, y el balboa sólo en las monedas de valor inferior a un USD.
  • El idioma es el español, aunque es común el inglés. Las etnias aborígenes hablan su propio idioma.

 

Botonhoteles

 

 

Unos días en Bocas, septiembre de 2014

Isla Colón
Estado Veraguas
Chiriquí
Chiriquí
Almirante
Almirante
Almirante
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Bocas del Toro
Isla ColónPlaya de las estrellas
01/16 
start stop menos mas

 

22 de septiembre - En Penonomé - Dia complicado - Mañana perdida en conseguir dolares con Amex o Visa. Mediodía, agencia  Thrifty. Nos dieron un Toyota Yarius sport, al precio de un carro económico, lindo auto sedán, no muy de mi gusto. Como en alguna otra ocasión debería atarme la pata izquierda, para no hacer desastres con el cambio automático. Conseguimos salir de la ciudad de Panamá razonablemente, medio perdidos, medio acertados. A los 40 km me asaltó la duda, y no encontramos las tarjetas de crédito. Nos volvimos. Puta tormenta, imposible ver, los limpiaparabrisas parecen inexistentes. Paramos. Por hacer algo reviso la mochila de nuevo. Aparecen las tarjetas, el carné de conductor, todo. Apenas si llegamos a Penonomé. Cansados, nos metimos en el primer hotel que vimos: Hotel La  Guacamaya. No es muy bueno, aceptable para viajeros cansados y sin pretensiones. En el mismo hotel funciona el Restaurante La Luna, de algún chino, de ésos que abundan en Panamá. Menu combo: Wanton, ensalada, corvina o camarón, y arroz frito. Calidad regular. No hay postres.

 

23 de septiembre - Bocas del Toro - Viajamos toda la mañana y parte de la tarde hasta aquí. El tránsito por la panamericana es lento, en parte por mucho control de radar (nos pararon, nos perdonaron) y en parte por obras de duplicación muy extensas. Abandonando la panamericana, bella ruta cruzando las montañas. Nos acompañó la lluvia en gran parte. Llegamos a Almirante (suponemos que por Colón) que es un pueblucho feo, que sirve de embarcadero hacia isla Colón. La lancha nos trajo hasta Bocas en una media hora, y luego de algunas vacilaciones, nos instalamos en el hotel Laguna, u$s 60 la doble, con balcón, luego de negociar un poco el precio. Al fin y al cabo, estamos en temporada baja. Cenamos en un restaurante muy bonito, propiedad de un argentino, con mozos argentinos, y show de malabarismos con fuego. Reservamos lugar para un paseo en lancha en la primer empresa que encontramos. 

 
24 de septiembre - Excursión al Cayo Zapatilla - Otra vez en una lancha, visitamos en primer lugar la Bahia de los delfines. Vimos los delfines, y luego nos llevaron a un  restaurante isleño, para "preordenar" la comida. No preordenamos nada. Finalmente llegamos al Cayo Zapatilla, hermosa isla con arena blanca y agua absolutamente transparente. Hicimos snorkel entre maravillosos peces de todos los colores. Comimos nuestros sandwiches regados con cerveza y volvimos al agua tibia. Luego de unas tres horas allí, nos llevaron otra vez al restaurante, y empleamos nuestro tiempo en conversar con unos cordobeses, ya que no habíamos "preordenado" nada. Había otros cuatro argentinos. Se vé que la supuesta crisis argentina no es tan brava como la pintan los noticieros, muchos argentinos pasándola bien. En el regreso pasamos por la isla de los perezosos, y tuvimos la suerte de ver uno.  Finalmente volvimos: Estábamos deseando una ducha y algo de aire acondicionado. El clima tropical nos dejó hechos una piltrafa. Otra vez cena y show en el Bambú Bocas bar, hubo un curry antillano delicioso. Gloria ya está dormida, y yo escribo toda esta prescindible parrafada. 
 
25 de septiembre - Boca del Drago, Playa de las estrellas, y playa Red Frog - Nos tomamos el bus local a Boca del Drago, son unos diez o quince minutos de viaje. Atravesamos la isla de punta a punta, y llegamos a la tal boca, que tiene algunos restaurantes tropicales, un embarcadero para ir a Playa de las Estrellas o cruzar a la playa de enfrente, y bonita vista. Caminamos hasta la Playa de las Estrellas, es un paseo corto, no se justifica pagar una lancha. Haraganeamos toda la mañana, disfrutando del sol, el agua, y claro, las estrellas de mar, que no son muy abundantes. Vueltos al hotel, tomamos las consabidas cervezas para reponer líquidos, y buscamos otra lancha para ir a Red Frog. Bonita playa que dá a mar abierto, con algo de olas. Hay barcitos, y donde alquilar una sombrilla de paja, con reposeras, todo el día por diez dolarcitos estadounidenses. Aprovechamos mucho la sombrilla, nadé un buen rato, tomamos otras cervezas, volvimos a los golpes de casco en nuetros culos en la lancha de José, que seguramente estaba apurado. Una vez más cenamos en el Bocas Bambú, y repetí el pescado al curry antillano, del que me había enamorado ayer. Al llegar a nuestro hotel, la mala noticia: mi madre está grave. Hay que volver urgentemente. Murió esa noche.
 
 
 
Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Aviso a los navegantes

Busca tu hotel

Booking.com
1_480x360
2_480x360
3_517x360
5_ 233 _480x360
6_1030617_480x360
7_480x360
9_ 206 _437x360
Avion
Baptisterio
Cariatides
El Gigante
Empadas
Firenze01
Firenze02
Fuego
Hydra00
Hydra01
Hydra02
Lagaña
Lagaña
Milan
Naranjas Pompeya
Pescadores
Rio
Roma Coliseo
Roma Monjas
SaoPedro
Siena
Venezia
Yo
a 170 _576x360
a 242 _486x360
p1010072_480x360
p1020818_480x360
p1070846 gloria hydra_480x360
p1080018_480x360
p1100689_604x360
rsp1020605_532x360

Usuarios registrados